Vespa crabro

Vespa crabro

Esta vez hablaremos de la especie conocida científicamente como Vespa crabro y comúnmente como avispón o avispón europeo. Pasaremos a explicar las características, alimentación, picadura, hábitat, distribución y mucho más…

Vespa crabro | Picadura y características del avispón


Características de Vespa crabro

Entre las características de la Vespa crabro podemos destacar su gran tamaño, llegando en el caso de las reinas a medir desde 25 hasta 50 milímetros de longitud. En esta especie, los machos y las trabajadoras presentan un tamaño más reducido que las hembras. En el caso de las antenas, también se diferencia según el número de segmentos que se conforman dependiendo de un sexo u otro. Los machos presentan unos 13 segmentos y las hembras 12.  En el abdomen de Vespa crabro pasa algo similar, los machos tiene un total de siete segmentos y las hembras tan solo seis. Además las hembras tienen además del aguijón, una parte de mismo modificado para el ovopositor.

vespa crabro

Las características del avispón también se diferencian de otras avispas  en los ojos por ejemplo, que tienen una forma irregular, dando un aspecto de un “C”. Las alas son de una tonalidad de marrones a amarillos pasando por rojizos. El avispón es más grande que las avispas comunes, pero no más que algunas especies de avispón asiático. Estas avispones tienen todo el cuerpo recubierto de vello, tanto el tórax como el abdomen.

Taxonomía y clasificación

A continuación exponemos las taxonomía de Vespa crabro, también conocida como avispón, junto con su clasificación:

  • Filo: Arthropoda
  • Subfilo: Hexapoda
  • Clase: Insecta
  • Subclase: Holometabola
  • Orden: Hymenoptera
  • Suborden: Apocrita
  • Superfamilia: Vespoidea
  • Familia: Vespidae
  • Género: Vespa
  • Especie: crabro

Reproducción de Vespa crabro

La época de reproducción de la especie Vespa crabro comienza en primavera, cuando los avispones reina salen de su periodo de hibernación, después de esto estas se disponen a buscar un sitio tranquilo donde ponerse a construir un nuevo panal para su colmena. Normalmente suelen escoger lugares como los huecos de los árboles o en lugares alto de zonas urbanas.

Estos panales están elaborados con madera masticada de los árboles y la saliva que ellas producen, esto es similar al la elaboración del papel y por ello la consistencia de estos panales es tan similar. En un primer momento y cuando el panal es pequeño, el avispón reina deposita unos huevos de los que saldrán unas obreras infértiles. Cuando la colmena llega a unas diez obreras, estas toman el control de la ampliación del panal, de traer los alimentos y de alimentar a las crías.

La época de reproducción del avispón donde la colmena se encuentra más desarrollada suele presentarse en el mes de septiembre, cuando la reina ya ha comenzado a poner huevos masculinos de un tipo de avispón conocido como zánganos además de nuevas reinas. Después de esto, la reina muera y las zánganos y las reinas realizan un baile nupcial para reproducirse. Estás reinas se dispondrán a hibernar el invierno para luego repetir este ciclo de vida en otro lugar y colmena.

Alimentación de Vespa crabro

La alimentación de la especie Vespa crabro es mayormente de otros insectos, entre su dieta podemos encontrar otros himenópteros como hormigas e incluso otras avispas más pequeñas. También se conoce que los avispones obreros se alimentan de una sustancia dulce que que elaboran con frutas, madera y salvia.

También es posible al igual que otras avispas, los avispones aprovechen restos de comida humana para alimentarse, además de cazar otros pequeños insectos como algunos dípteros (moscas normalmente) o lepidópteros (pequeñas polillas y mariposas).

Además recientemente se ha documentado que esta especie es cleptoparásita. Esto se da, debido a que se ha observado que esta es capaz de robar las presas que ha capturado la tela de una araña. La primera vez que se observo, fue un avispón que robó una presa de una araña de jardín amarilla.

Hábitat de Vespa crabro

El hábitat de Vespa crabro se encuentra realmente en cualquier zona donde estás vean bien la elaboración de su panal. Puede ser en zonas urbanas, zonas montañosas, zonas secas, lugares próximos a ríos, bosques de encinas, robles, pinos … etc, cercanías a ríos o mares y muchos más. También se conoce que dependiendo del donde se encuentre, pueden variar pequeños rasgos en su morfología. Por ejemplo, los avispones que habitan en Lombardía se pueden diferenciar en dos subespecies que se diferencian por tener los tergitos de un tono amarillo más claro o más oscuro. También existen dos subespecies avispones que coexisten y que se diferencian por tener las mandíbulas de color rojas en el primer caso y la otra de un tono amarillento.

Distribución de Vespa crabro

La distribución de Vespa crabro o se centra como su nombre común indica (avispón europeo) en Eurasia. En un principio, históricamente se conoce que esta especie recorría la distancia desde Japón hasta Reino Unido. También se conoce gracias a Saussure, que esta especie se introdujo en América del norte durante el siglo 19, donde ahora está muy bien asentada.

Picadura de Vespa crabro

La picadura de Vespa crabro o avispón europea, puede llegar a ser peligrosa para el ser humano, pero solo en un caso excepcional en el que la persona afectada tenga una reacción alérgica. Esto es debido a que esta especie como muchas otras avispas, pueden inocular veneno en una picadura gracias a su aguijón, situado al final del abdomen.  Pero por lo general no hay que precuparse de este insecto, cunado se siente amenazado su primera reacción es huir y nunca atacar y menos a un ser humano. En casos en los que este avispón se encuentre cerca de su colmena, si puede llegar a ser más agresiva por proteger a la misma. En caso de molestar un panal, se ha documentado que en un primer momento varios avispones sales y se posan en el exterior del panal, si de nuevo se vuelve a molestar, estas se abalanzan rápidamente ha picar incluso son capaces de atravesar la ropa. Estas avispas son capaces de morir intentando salvar una colmena.

Pero como hemos comentado, estos insectos como otros no son agresivos, ni hay que asustarse o matarlos. Tan solo hay que dejarlos tranquilos y no molestarlos. La picadura de esta especie no es mucho más dolorosa que la de una avispa y cuando una persona recibe una, se hincha la zona afectada.

Deja un comentario